Earlage

“Earla9e9b6f1a-98de-485c-842f-3c7df02b31dcge” se refiere al ensilado del grano húmedo junto con el marlo trozado. En Estados Unidos se hace con la cosechadora de cereales, a la que se le cambian las regulaciones de modo de triturar lo más posible el marlo (altas revoluciones de cilindro trillador y menor luz entre cilindro y cóncavo). Y se sustituyen los sacapajas comunes por unos especiales que dejan pasar los trozos de marlo. Así, va a la tolva junto con los granos un porcentaje de los marlos.
Aquí el silo es hecho con las picadoras de forraje a las que se sustituye el cabezal de corte por un maicero que sólo extrae las espigas, igual que en las corta y trilla. Estas entran en la picadora, pasan por el cilindro picador y luego por el procesador de granos. El material que se obtiene es una mezcla de grano quebrado, el 100% de los marlos y bastante fibra proveniente de trozos de tallo que el maicero no puede “bajar” y en consecuencia entran a la picadora.

Fuente INTA Refaela

 

Este material es el que llega a la quebradora-embolsadora. La ventaja es que se logran más kilos de por hectárea, con un material de buena calidad porque el marlo recogido no es más del 20% de la MS total. Los investigadores estadounidenses dicen que en esta mezcla el papel del marlo es proveer una cuota de fibra que mejora la digestibilidad total. Por eso dicen que un kilo de marlo, en esta mezcla, vale lo mismo que un kilo de grano. La ventaja es obvia: con el marlo casi se paga el picado y embolsado.